Infelices y capitalistas.

images-1

Infelices y capitalistas.

 

            En estas fechas en las que celebramos la navidad y año nuevo, los venezolanos queremos decirle a la dirigencia chavista y a los capitalistas, felices embusteros. Pues de la manera que nos muestran sus animadas fiestas Decembrinas, señala que son más falsos que los nuevos billetes por salir. Los que tratan de ocultar la inflación y el acabose.

            Pues son una copia absurda de su misma crítica; pues en sus hogares y la vida cotidiana que muestran, es que no viven en el socialismo pregonado a los cuatro vientos. Se ve que viven en capitalismo y en una constante condena al ciudadano, con la irónica expresión de que viva en la austeridad de comer piedras si es posible, y que deben defender la revolución, así esta sea en el sufrimiento de pasar el hambre si es necesario, lo que ha heredado sus políticas intencionadas en el caos que les favorece el robo.

            Los únicos que están celebrando la navidad en Venezuela son los políticos e hijos del PSUVE y la MUD. El venezolano se acostó temprano, unos maldiciendo a chavez y maduro y su ejército de ladrones, pensando en las traiciones y reconocimientos,  de estos 20 días de enfriamiento de la calle, el nulo diálogo y el descaro de las fotografías de los dos bandos, entre ellos la MUD en su abundancia, cómplice de la desgracia que estamos pasando. Qué reformas ni que nada, que esperanza de mayor felicidad posible de estos delincuentes, que le han quitado a Venezuela hasta las más sencillas costumbres, como lo era un plato navideño. Ah pero ellos si están cachetones y obesos se les ve en las fotos que ruedan por las redes, en las que llaman a mantener la esperanza en unos individuos que le niegan hasta la misma lucha a quienes no desean tomar otro camino que no sea, el de sacarlos de la política. Uno de los dos partidos de la revolución, pues son dos el PSUVE y la MUD. Diseñados por el muerto comunista para enfriar la calle el encargado y el otro amenazar con las armas. El opositor conveniente.

            El fin y el comienzo de nuestra historia en estos 18 años de Insulza vida política mediocre, la cual ha traído para nuestras casa la falta de todo como regalo, porque hasta la  moral y esperanza parece que se ha ido detrás de un discurso cargado de falencias e hipocresías. Que comienzan a reconocer sus fallas, luego de que la juventud se está muriendo, consecuencia del hambre y entonces conmina a los menos favorecidos a seguir esperando un cambio que se necesita mañana, en un giro de 360 grados urgente. Ya que cuando hay hambre  nunca se olvida el mal momento, pues cada día así sea de la navidad la que se repitió en muchos hogares, en los que anterior por menos de tanto gamelote de políticos hambreadores como estos, se podía vivir. Hasta el punto olvidar un poco la tristeza que causaba el estancamiento del ciudadano, que no fue dotado para poder lograr su independencia más bien fue llevado con mucha más fuerzas, durante ese tiempo a que fuera el parásito que ahora camina o deambula en un supermercado, donde los precios de la comida asustan los bolsillos de los consumidores.

            No conformes con esa desgracia, nos acompaña, la inseguridad y mala fortuna que nos han dejado estos políticos engañosos, corremos con la buena suerte de que continuaran en la lucha para lograr el bienestar que nos siguen dando para el año que viene es su promesa. Entonces las palabras melosas que son las mismas, ir a los bailes de la MUD y  amenazados si osamos abrir la boca con denunciarlos o de cerrar alguna calle, pues la desesperación asfixiante de incumplimiento de la justicia obliga, a lo que quedó supeditado tribunales defensores de la corrupción, que los vistes con el traje criminal de la deshonra, incapaces de reconocer el asalto a la nación, que vienen haciendo los delincuentes que hoy comparte los poderes. Se pagan y dan el vuelto con el defensor y la fiscal. En vista de que no supimos exigir soluciones como ciudadanos digno de una mejor Venezuela, rodeada de oportunistas que hicieron de este país lo que siempre había deseado durante tantos años, puerta abierta y franca, para explotarla y ajarla sin ningún tipo de vigilancia que interrumpiera sus fechorías.

            Tanto así que los que hoy se dan la mano en otro tiempo, compartieron el mismo asiento en las casa de sus partidos, el único cambio que logramos comprender ahora los venezolanos, es que este incordio que nos separa de continuar el camino hacía por lo menos las supervivencia, ha sido la misma dirigencia del pasado y la que pretende continuar en el presente, en sus misma componendas, las de enfriar la calle cuando se caliente y el otro amenazante de cualquier alzamiento. Sé que cuando hemos hecho estas reflexiones nos encontramos en las diferencias con nuestro amigos conciudadanos, que han defendido a estos dos males PSUVE y MUD, únicos culpables de estos años dolorosos por lo que ha pasado Venezuela y su gente, mientras ellos gozan de los privilegios de ser los intocables por la justicia, el hambre y la miseria por la que estamos pasando. Abramos los ojos y la mente por favor, ya son más de 19 años de equivocaciones. Muchas Gracias. @DaniVeras69.

Anuncios

1 comentario en “Infelices y capitalistas.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s