#19JL “Venezuela hoy es el caldo de cultivo para algo aún peor, una explosión social y más represión”

prot-4

Por: Gabriela Esquivada
Acusada por Nicolás Maduro de “traición a la patria”, Patricia Andrade -de la ONG de defensa de los DDHH Venezuela Awareness- no puede volver a su país. En esta entrevista con Infobae analizó la actualidad de sus compatriotas.

  • En la Corte Interamericana de Derechos Humanos en Costa Rica, Patricia Andrade antes de la audiencia oral y publica en la demanda contra el Estado Venezolano por el caso Díaz, 9 de diciembre del 2011.
  • Crédito: Venezuela Awareness2 de 60 de diciembre 2014: Día Internacional de los Derechos Humanos. Rueda de prensa de Venezuela Awareness con víctimas de las protestas del 2014 (todos miembros de la organización, salvo Martin Palous). De izquierda a derecha: estudiante Sebastian Reyes (preso y torturado en protestas del 2014); Alejandra Carmona, hermana de Génesis Carmona, la reina de belleza que fue asesinada por protestar en febrero del 2014; Patricia Andrade en el centro, hablando;  Maria Eugenia Tovar, madre de Génesis Carmona Tovar; Martin Palous, ex embajador de la Republica Checa ante las Naciones Unidas; y Ranieri Mestroni, voluntario de la ong.
  • Crédito: Venezuela Awareness3 de 6 Jornada migratoria
  • Crédito: Venezuela Awareness4 de 6Actividad comunitaria: jornada de ciudadania. Los voluntarios incentivan a los venezolanos residentes legales a hacer su trámite de ciudadanía estadounidense sin costo alguno. Contamos adicionalmente con apoyo de personal congresional y una abogada migratoria quien dio asesoria gratuita.
  • Crédito: Venezuela Awareness5 de 6 Raúl Díaz Peña, del caso Diaz, tambien paso a hacer una consulta migratoria el dia de la jornada.
  • Crédito: Venezuela Awareness6 de 6En una asamblea de ciudadanos dedicada a los presos politicos, 2014.
  • Crédito: Venezuela Awareness1 de 6En la Corte Interamericana de Derechos Humanos en Costa Rica, Patricia Andrade antes de la audiencia oral y publica en la demanda contra el Estado Venezolano por el caso Díaz, 9 de diciembre del 2011.

Por su trabajo en Venezuela Awareness —una organización para la defensa de los derechos humanos y políticos, y la denuncia internacional de sus violaciones, que se creó en Miami— Patricia Andrade no puede volver a su país. “Como miembro cofundador en 2004 fui acusada por Nicolás Maduro de conspiración, traición a la patria y terrorismo, y así se ordenó la apertura de un expediente en mi contra en la Fiscalía General de la República“, explicó a Infobae. “A estas acusaciones se sumaron luego el ex presidente Hugo Chávez, ministros, asambleístas, cancilleres y otros representantes del alto gobierno. Además me han sometido constantemente al escarnio publico por los medios oficialistas.”

Desde sus orígenes, y según se ha ido deteriorando la situación en Venezuela, la fundación ha ampliado sus tareas: además de denunciar los atropellos a los derechos humanos y la conculcación de las libertades políticas; además de llevar listas y estadísticas de detenidos y torturados por oponerse a los gobiernos de Chávez y de su sucesor Maduro, ahora también se ocupan de colaborar con los venezolanos que en número creciente piden asilo político en los Estados Unidos.

“Cuando Chávez ganó la elección en 1998, las peticiones de asilo político de los venezolanos se contabilizaban en aproximadamente 100 anuales. Para el 2004 ya pisaban las 3.000 peticiones anuales”, comparó. Lo que puede parecer una reacción a un cambio institucional revolucionario, sin embargo, no lo fue. No hubo un pico y una estabilización. “Desde entonces fluctúan entre 1.000 a cerca de 3.000 anuales, hasta la fecha. En el 2013 las peticiones habían bajado a 823 y en las cifras del 2014 tendremos un repunte de peticiones, aunque todavía no están disponibles ya que el Servicio de Inmigración (DHS) las publica cada dos años. Pero imaginamos que será una cifra alta porque observamos un aumento de inmigrantes perseguidos que llegaban a Estados Unidos por las protestas conocidas como La Salida“.

Las cifras globales (sólo en los Estados Unidos, y sin contar otras formas de ingreso al país) son altas: “El periodo del proceso chavista ha aumentado las peticiones de asilo en aproximadamente 17.000, de acuerdo con las cifras oficiales del DHS y el Departamento de Justicia”, dijo Andrade.

“LO QUE EXISTE HOY EN VENEZUELA NO ES LA IDEOLOGÍA DEL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI: ES SÓLO UNA DICTADURA”

-El asilo político reconoce diversos derechos violados como causal, no únicamente la persecución política. ¿Cuáles son las razones principales de los venezolanos que lo solicitan hoy?

Para solicitar asilo se debe estar dentro de cinco categorías: raza, religión, nacionalidad, opinión política y grupo social. Diría que el 80 por ciento de los peticionarios solicitan asilo por opinión política y un 20 por ciento por pertenecer a un grupo social, como por ejemplo los periodistas venezolanos, quienes sufren una fuerte persecución. Algunos han sufrido cárcel, emboscadas, ataques a su integridad y procesos judiciales politizados.

Del socialismo del siglo XXI a una dictadura sin ley

Como el analista político Aquiles Esté, muchos venezolanos creen que la situación en su país hoy supera la cuestión ideológica, dada la dimensión de la crisis. Cuando el Estado no provee lo que debería para garantizar la vida de los ciudadanos, el problema es institucional. Andrade coincidió:

“Lo que existe en Venezuela actualmente no es la ideología del socialismo del siglo XXI que pregonaba Chávez, quien creía en ella y defendía su proyecto político. Lo que existe hoy en Venezuela es sólo una dictadura que pretende permanecer en el poder violentando todas las leyes, la Constitución Nacional y los tratados internacionales.”

Lo cual implicaría una paradoja, señaló: “Las graves denuncias existentes a nivel internacional contra los autores de violaciones a los derechos humanos y delitos de narcotráfico internacional han convertido a los jerarcas del régimen actual en prisioneros en su propio país, porque temen ser capturados al viajar al exterior para que respondan por esas acusaciones”.

VENEZUELA: “LOS JERARCAS DEL RÉGIMEN ACTUAL SON PRISIONEROS EN SU PROPIO PAÍS, PORQUE TEMEN SER CAPTURADOS AL VIAJAR AL EXTERIOR”

Continuó: “El Estado asfixió a los venezolanos al arrancarle el ejercicio de sus libertades civiles y sus derechos humanos: criminalizó la opinión, la libertad de expresión, la libertad de prensa y los derechos a la protesta y a la propiedad privada como política de gobierno. A ello se le suman las pésimas políticas por las cuales a una mala decisión la sustituye una peor, o su ausencia”. El resultado: no se puede garantizar la vida. “Faltan políticas de seguridad, de economía, de libre mercado. Esta imposibilidad de brindar a los ciudadanos la mínima política de gobierno exitosa es el caldo de cultivo para algo aún peor, que pudiera ser una explosión social de ambos sectores unidos.

-¿A qué se refiere con ambos sectores?

La delincuencia desbordada no perdona color político: las victimas son de ambos sectores, tanto oficialistas como opositores. Los salarios no cubren el alto costo de la vida, por lo cual ya los venezolanos no pueden acceder a la cesta básica de comida, si es que se consigue en el mercado. La población sufre hambre porque el salario no alcanza para comprar lo indispensable, no se consiguen los alimentos y los productos básicos por la escasez marcada: no hay gobierno o proyecto político que pueda soportar esto en el tiempo. Cuando el estómago suena por hambre en una sociedad acostumbrada a tener los estantes llenos de comida, a escoger y comprar, se puede esperar cualquier cosa. Es como una bomba de tiempo.

La agudización de la crisis y el narcotráfico

-¿Qué proyección hace Venezuela Awareness a corto y mediano plazo?

A corto plazo sólo vemos que continuará el deterioro a la situación actual. A mediano plazo puede pasar cualquier cosa: una explosión social de un país polarizado que se unirá por la desesperación, y en respuesta más represión de la que hemos visto. Puede pasar cualquier cosa. Todo es posible porque en Venezuela el chavismo se niega a hacer cambios y mucho más a regresar a la democracia. Nos gustaría ser positivos, pero la realidad es cruda, dura, difícil, aterradora. No obstante, no perdemos la fe en Dios.

En los últimos dos años, debido a la caída del precio del petróleo y al resquebrajamiento de la legitimidad institucional, el gobierno de Maduro no ha podido enderezar el rumbo de una crisis que, en tanto la inflación no se contenga, perjudica precisamente a los sectores desprotegidos que el proyecto chavista integró a los derechos ciudadanos; tampoco las libertades políticas son una cuestión de clase.

El cuadro aumenta exponencialmente en complejidad si hay que tomar en cuenta la relación entre el narcotráfico y el poder.

“LA DELINCUENCIA DESBORDADA NO PERDONA COLOR POLÍTICO: LAS VÍCTIMAS SON TANTO OFICIALISTAS COMO OPOSITORES”

“Se ha causado un impacto emocional en el venezolano con valores morales que se ve gobernado por un régimen cuya base es el narcotráfico internacional”, definió, sin ambages, Andrade. “Es normal escuchar a los venezolanos que expresan indignados que sus gobernantes son miembros del narcotráfico internacional.”

Su preocupación, un hecho que consideró a la vista: “El narcotráfico forma mafias donde se pelean zonas venezolanas que desean controlar: de ahí que muchos dicen en voz baja quiénes son los verdaderos responsables de crímenes, sicariatos y desapariciones al pelearse por territorios para el tránsito de la droga en la ruta internacional.”

En ese proceso, la tarea de la Venezuela Awareness se ha debido adaptar a las nuevas necesidades de los ciudadanos. Muchos no se van por persecución política: muchos se van porque no quieren asistir a la escalada de esa desintegración en la cual un poder económico ajeno a la ley puede dominar al poder político, como se ha visto ya en varios lugares de México.

“Debido a alta inmigración de venezolanos, que ha aumentado en una forma marcada y notable, que se residencian en su gran mayoría en el sur de la Florida, ampliamos nuestro trabajo como defensores de derechos humanos para abrir un programa educativo que les brinde herramientas para el proceso migratorio”, explicó Andrade. “Están disponibles en nuestra web para que tengan una guía y no sean víctimas de estafas, que es un problema que enfrentamos en la comunidad. Nos ampliamos en programas educativos, sociales y humanitarios, y en crear nuevas alianzas con organizaciones e instituciones.”

Ya no se trata del perseguido político estándar: “Ellos siguen llegando, claro, casi con lo que tienen puesto, sin dinero y sin maletas, y solicitan asilo político. Pero ahora también se trata del inmigrante que quiere respirar libertad, seguridad social; se trata de padres que quieren darle un futuro a sus hijos y no llorarlos cuando caen víctimas del hampa. La inmigración venezolana incluye la fuga de cerebros: lo mas calificado sale del país con sus conocimientos profesionales, su preparación académica… Son procesos diferentes, porque estos inmigrantes tienen tiempo de preparar su salida de Venezuela, mientras que los perseguidos políticos emigran sin planearlo, es una carrera contra el tiempo para salvar sus vidas.”

“CUANDO EL ESTÓMAGO SUENA POR HAMBRE EN UNA SOCIEDAD ACOSTUMBRADA A TENER LOS ESTANTES LLENOS DE COMIDA, SE PUEDE ESPERAR CUALQUIER COSA”

Para la libertad: liderazgo político

Entre las muchas ideas de Hegel sobre la libertad, el individuo y el Estado acaso vengan éstas al caso: “La historia es el progreso de la conciencia de la libertad” y “Para que haya libertad en el Estado es preciso que esto dependa del albedrío del individuo, y que no sea una división en castas la que determine a qué menester ha de consagrarse cada cual”.

-¿Cómo puede su país llegar a ser libre, desde el punto de vista de la fundación y las experiencias que conocen? ¿Implica el fin de este gobierno y ya?

-La libertad en Venezuela se logrará al recuperar los valores morales, éticos, principios, dignidad y responsabilidad que a medida que pasa el tiempo van disminuyendo ante un régimen que es delincuente. Las agendas personales, tanto del sector oficialista como del sector que lidera la oposición e inclusive llega al exilio, es una traba que se interpone en el objetivo de alcanzar al libertad y democracia.

-¿Cómo definiría esas agendas-trabas?

-Pudiéramos imaginarnos que llega el fin del poder del chavismo y que ocurre que asume un nuevo gobierno del sector opositor, sin moral y sin principios, que practique igual que el chavismo la corrupción, el dinero fácil, la ubicación en posiciones gracias a recomendaciones partidistas y no a méritos profesionales, la continuación de la impunidad, la sordera que ha desconectado tanto a los gobernantes y a los líderes opositores de la sociedad civil, que ha cargado con la peor parte… No seríamos libres. Sería más de lo mismo.

-¿Y entonces?

-Necesitamos regresar a ser el país que fuimos una vez, en el cual no estábamos divididos por ideologías políticas. En un momento nos perdimos para sustituir el profesionalismo, la ética, la dignidad, los principios de justicia, la equidad, la moral, respeto y las reglas que rigen a las verdaderas democracias para poder alcanzar la libertad. Hay que erradicar los terribles vicios que han acabado con las bases de la Venezuela que fuimos una vez.

Para ello, dice, hace falta una combinación de elementos.

“El liderazgo de los gobernantes oficialistas en su gran mayoría ha demostrado escasa o ninguna preparación para los cargos que han asumido, con resultados deplorables: la crisis política y económica, el abuso de poder, la complicidad en las violaciones a los derechos humanos y la responsabilidad en la impunidad en los crímenes que se cometen en Venezuela, más las acusaciones de supuesto trafico internacional de drogas”, enumeró.

“EL VENEZOLANO CON VALORES MORALES SE VE GOBERNADO POR UN RÉGIMEN CUYA BASE ES EL NARCOTRÁFICO”

“Por otro lado, los líderes de la oposición venezolana han mostrado que no han tenido capacidad política para enfrentar al régimen chavista —agregó Andrade— lo que ha permitido que se atornillen en el poder con algo más grave: coartan o bloquean el liderazgo emergente que tiene capacidad para tomar estos puestos y valentía para defender los obstáculos que se le presentan.”

-¿Es necesario un liderazgo nuevo, o acciones colectivas, o acciones internacionales? ¿Y es posible un liderazgo nuevo?

-Un ejemplo que me sorprende es el movimiento estudiantil venezolano, que no quiere un futuro sin libertad y democracia, y reclama oportunidades profesionales y personales. También estos jóvenes están divididos entre los que creen en la democracia y los que, a pesar de haber crecido en este chavismo antidemocrático, siguen creyendo que estos regímenes son el mejor sistema de gobierno. Aun lideres del movimiento estudiantil que han sufrido persecución política defienden estas ideologías… Las acciones internacionales son claves en este proceso, así como el apoyo de la comunidad internacional y el trabajo de la diáspora venezolana en diferentes países del mundo, que no se rinde. El liderazgo nuevo es posible si el movimiento estudiantil logra imponerse ante el liderazgo opositor que se niega a ceder sus espacios políticos por la comodidad que goza en su burbuja política.

  • Día Internacional de los Derechos Humanos. Rueda de prensa de Venezuela Awareness con víctimas de las protestas del 2014 (todos miembros de la organización, salvo Martin Palous). De izquierda a derecha: estudiante Sebastian Reyes (preso y torturado en protestas del 2014); Alejandra Carmona, hermana de Génesis Carmona, la reina de belleza que fue asesinada por protestar en febrero del 2014; Patricia Andrade en el centro, hablando;  Maria Eugenia Tovar, madre de Génesis Carmona Tovar; Martin Palous, ex embajador de la Republica Checa ante las Naciones Unidas; y Ranieri Mestroni, voluntario de la ong.
  • Crédito: Venezuela Awareness3 de 6 Jornada migratoria
  • Crédito: Venezuela Awareness4 de 6Actividad comunitaria: jornada de ciudadania. Los voluntarios incentivan a los venezolanos residentes legales a hacer su trámite de ciudadanía estadounidense sin costo alguno. Contamos adicionalmente con apoyo de personal congresional y una abogada migratoria quien dio asesoria gratuita.
  • Crédito: Venezuela Awareness5 de 6 Raúl Díaz Peña, del caso Diaz, tambien paso a hacer una consulta migratoria el dia de la jornada.
  • Crédito: Venezuela Awareness6 de 6En una asamblea de ciudadanos dedicada a los presos politicos, 2014.
  • Crédito: Venezuela Awareness1 de 6En la Corte Interamericana de Derechos Humanos en Costa Rica, Patricia Andrade antes de la audiencia oral y publica en la demanda contra el Estado Venezolano por el caso Díaz, 9 de diciembre del 2011.

Por su trabajo en Venezuela Awareness —una organización para la defensa de los derechos humanos y políticos, y la denuncia internacional de sus violaciones, que se creó en Miami— Patricia Andrade no puede volver a su país. “Como miembro cofundador en 2004 fui acusada por Nicolás Maduro de conspiración, traición a la patria y terrorismo, y así se ordenó la apertura de un expediente en mi contra en la Fiscalía General de la República“, explicó a Infobae. “A estas acusaciones se sumaron luego el ex presidente Hugo Chávez, ministros, asambleístas, cancilleres y otros representantes del alto gobierno. Además me han sometido constantemente al escarnio publico por los medios oficialistas.”

Desde sus orígenes, y según se ha ido deteriorando la situación en Venezuela, la fundación ha ampliado sus tareas: además de denunciar los atropellos a los derechos humanos y la conculcación de las libertades políticas; además de llevar listas y estadísticas de detenidos y torturados por oponerse a los gobiernos de Chávez y de su sucesor Maduro, ahora también se ocupan de colaborar con los venezolanos que en número creciente piden asilo político en los Estados Unidos.

“Cuando Chávez ganó la elección en 1998, las peticiones de asilo político de los venezolanos se contabilizaban en aproximadamente 100 anuales. Para el 2004 ya pisaban las 3.000 peticiones anuales”, comparó. Lo que puede parecer una reacción a un cambio institucional revolucionario, sin embargo, no lo fue. No hubo un pico y una estabilización. “Desde entonces fluctúan entre 1.000 a cerca de 3.000 anuales, hasta la fecha. En el 2013 las peticiones habían bajado a 823 y en las cifras del 2014 tendremos un repunte de peticiones, aunque todavía no están disponibles ya que el Servicio de Inmigración (DHS) las publica cada dos años. Pero imaginamos que será una cifra alta porque observamos un aumento de inmigrantes perseguidos que llegaban a Estados Unidos por las protestas conocidas como La Salida“.

Las cifras globales (sólo en los Estados Unidos, y sin contar otras formas de ingreso al país) son altas: “El periodo del proceso chavista ha aumentado las peticiones de asilo en aproximadamente 17.000, de acuerdo con las cifras oficiales del DHS y el Departamento de Justicia”, dijo Andrade.

“LO QUE EXISTE HOY EN VENEZUELA NO ES LA IDEOLOGÍA DEL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI: ES SÓLO UNA DICTADURA”

-El asilo político reconoce diversos derechos violados como causal, no únicamente la persecución política. ¿Cuáles son las razones principales de los venezolanos que lo solicitan hoy?

Para solicitar asilo se debe estar dentro de cinco categorías: raza, religión, nacionalidad, opinión política y grupo social. Diría que el 80 por ciento de los peticionarios solicitan asilo por opinión política y un 20 por ciento por pertenecer a un grupo social, como por ejemplo los periodistas venezolanos, quienes sufren una fuerte persecución. Algunos han sufrido cárcel, emboscadas, ataques a su integridad y procesos judiciales politizados.

Del socialismo del siglo XXI a una dictadura sin ley

Como el analista político Aquiles Esté, muchos venezolanos creen que la situación en su país hoy supera la cuestión ideológica, dada la dimensión de la crisis. Cuando el Estado no provee lo que debería para garantizar la vida de los ciudadanos, el problema es institucional. Andrade coincidió:

“Lo que existe en Venezuela actualmente no es la ideología del socialismo del siglo XXI que pregonaba Chávez, quien creía en ella y defendía su proyecto político. Lo que existe hoy en Venezuela es sólo una dictadura que pretende permanecer en el poder violentando todas las leyes, la Constitución Nacional y los tratados internacionales.”

Lo cual implicaría una paradoja, señaló: “Las graves denuncias existentes a nivel internacional contra los autores de violaciones a los derechos humanos y delitos de narcotráfico internacional han convertido a los jerarcas del régimen actual en prisioneros en su propio país, porque temen ser capturados al viajar al exterior para que respondan por esas acusaciones”.

VENEZUELA: “LOS JERARCAS DEL RÉGIMEN ACTUAL SON PRISIONEROS EN SU PROPIO PAÍS, PORQUE TEMEN SER CAPTURADOS AL VIAJAR AL EXTERIOR”

Continuó: “El Estado asfixió a los venezolanos al arrancarle el ejercicio de sus libertades civiles y sus derechos humanos: criminalizó la opinión, la libertad de expresión, la libertad de prensa y los derechos a la protesta y a la propiedad privada como política de gobierno. A ello se le suman las pésimas políticas por las cuales a una mala decisión la sustituye una peor, o su ausencia”. El resultado: no se puede garantizar la vida. “Faltan políticas de seguridad, de economía, de libre mercado. Esta imposibilidad de brindar a los ciudadanos la mínima política de gobierno exitosa es el caldo de cultivo para algo aún peor, que pudiera ser una explosión social de ambos sectores unidos.

-¿A qué se refiere con ambos sectores?

La delincuencia desbordada no perdona color político: las victimas son de ambos sectores, tanto oficialistas como opositores. Los salarios no cubren el alto costo de la vida, por lo cual ya los venezolanos no pueden acceder a la cesta básica de comida, si es que se consigue en el mercado. La población sufre hambre porque el salario no alcanza para comprar lo indispensable, no se consiguen los alimentos y los productos básicos por la escasez marcada: no hay gobierno o proyecto político que pueda soportar esto en el tiempo. Cuando el estómago suena por hambre en una sociedad acostumbrada a tener los estantes llenos de comida, a escoger y comprar, se puede esperar cualquier cosa. Es como una bomba de tiempo.

La agudización de la crisis y el narcotráfico

-¿Qué proyección hace Venezuela Awareness a corto y mediano plazo?

A corto plazo sólo vemos que continuará el deterioro a la situación actual. A mediano plazo puede pasar cualquier cosa: una explosión social de un país polarizado que se unirá por la desesperación, y en respuesta más represión de la que hemos visto. Puede pasar cualquier cosa. Todo es posible porque en Venezuela el chavismo se niega a hacer cambios y mucho más a regresar a la democracia. Nos gustaría ser positivos, pero la realidad es cruda, dura, difícil, aterradora. No obstante, no perdemos la fe en Dios.

En los últimos dos años, debido a la caída del precio del petróleo y al resquebrajamiento de la legitimidad institucional, el gobierno de Maduro no ha podido enderezar el rumbo de una crisis que, en tanto la inflación no se contenga, perjudica precisamente a los sectores desprotegidos que el proyecto chavista integró a los derechos ciudadanos; tampoco las libertades políticas son una cuestión de clase.

El cuadro aumenta exponencialmente en complejidad si hay que tomar en cuenta la relación entre el narcotráfico y el poder.

“LA DELINCUENCIA DESBORDADA NO PERDONA COLOR POLÍTICO: LAS VÍCTIMAS SON TANTO OFICIALISTAS COMO OPOSITORES”

“Se ha causado un impacto emocional en el venezolano con valores morales que se ve gobernado por un régimen cuya base es el narcotráfico internacional”, definió, sin ambages, Andrade. “Es normal escuchar a los venezolanos que expresan indignados que sus gobernantes son miembros del narcotráfico internacional.”

Su preocupación, un hecho que consideró a la vista: “El narcotráfico forma mafias donde se pelean zonas venezolanas que desean controlar: de ahí que muchos dicen en voz baja quiénes son los verdaderos responsables de crímenes, sicariatos y desapariciones al pelearse por territorios para el tránsito de la droga en la ruta internacional.”

En ese proceso, la tarea de la Venezuela Awareness se ha debido adaptar a las nuevas necesidades de los ciudadanos. Muchos no se van por persecución política: muchos se van porque no quieren asistir a la escalada de esa desintegración en la cual un poder económico ajeno a la ley puede dominar al poder político, como se ha visto ya en varios lugares de México.

“Debido a alta inmigración de venezolanos, que ha aumentado en una forma marcada y notable, que se residencian en su gran mayoría en el sur de la Florida, ampliamos nuestro trabajo como defensores de derechos humanos para abrir un programa educativo que les brinde herramientas para el proceso migratorio”, explicó Andrade. “Están disponibles en nuestra web para que tengan una guía y no sean víctimas de estafas, que es un problema que enfrentamos en la comunidad. Nos ampliamos en programas educativos, sociales y humanitarios, y en crear nuevas alianzas con organizaciones e instituciones.”

Ya no se trata del perseguido político estándar: “Ellos siguen llegando, claro, casi con lo que tienen puesto, sin dinero y sin maletas, y solicitan asilo político. Pero ahora también se trata del inmigrante que quiere respirar libertad, seguridad social; se trata de padres que quieren darle un futuro a sus hijos y no llorarlos cuando caen víctimas del hampa. La inmigración venezolana incluye la fuga de cerebros: lo mas calificado sale del país con sus conocimientos profesionales, su preparación académica… Son procesos diferentes, porque estos inmigrantes tienen tiempo de preparar su salida de Venezuela, mientras que los perseguidos políticos emigran sin planearlo, es una carrera contra el tiempo para salvar sus vidas.”

“CUANDO EL ESTÓMAGO SUENA POR HAMBRE EN UNA SOCIEDAD ACOSTUMBRADA A TENER LOS ESTANTES LLENOS DE COMIDA, SE PUEDE ESPERAR CUALQUIER COSA”

Para la libertad: liderazgo político

Entre las muchas ideas de Hegel sobre la libertad, el individuo y el Estado acaso vengan éstas al caso: “La historia es el progreso de la conciencia de la libertad” y “Para que haya libertad en el Estado es preciso que esto dependa del albedrío del individuo, y que no sea una división en castas la que determine a qué menester ha de consagrarse cada cual”.

-¿Cómo puede su país llegar a ser libre, desde el punto de vista de la fundación y las experiencias que conocen? ¿Implica el fin de este gobierno y ya?

-La libertad en Venezuela se logrará al recuperar los valores morales, éticos, principios, dignidad y responsabilidad que a medida que pasa el tiempo van disminuyendo ante un régimen que es delincuente. Las agendas personales, tanto del sector oficialista como del sector que lidera la oposición e inclusive llega al exilio, es una traba que se interpone en el objetivo de alcanzar al libertad y democracia.

-¿Cómo definiría esas agendas-trabas?

-Pudiéramos imaginarnos que llega el fin del poder del chavismo y que ocurre que asume un nuevo gobierno del sector opositor, sin moral y sin principios, que practique igual que el chavismo la corrupción, el dinero fácil, la ubicación en posiciones gracias a recomendaciones partidistas y no a méritos profesionales, la continuación de la impunidad, la sordera que ha desconectado tanto a los gobernantes y a los líderes opositores de la sociedad civil, que ha cargado con la peor parte… No seríamos libres. Sería más de lo mismo.

-¿Y entonces?

-Necesitamos regresar a ser el país que fuimos una vez, en el cual no estábamos divididos por ideologías políticas. En un momento nos perdimos para sustituir el profesionalismo, la ética, la dignidad, los principios de justicia, la equidad, la moral, respeto y las reglas que rigen a las verdaderas democracias para poder alcanzar la libertad. Hay que erradicar los terribles vicios que han acabado con las bases de la Venezuela que fuimos una vez.

Para ello, dice, hace falta una combinación de elementos.

“El liderazgo de los gobernantes oficialistas en su gran mayoría ha demostrado escasa o ninguna preparación para los cargos que han asumido, con resultados deplorables: la crisis política y económica, el abuso de poder, la complicidad en las violaciones a los derechos humanos y la responsabilidad en la impunidad en los crímenes que se cometen en Venezuela, más las acusaciones de supuesto trafico internacional de drogas”, enumeró.

“EL VENEZOLANO CON VALORES MORALES SE VE GOBERNADO POR UN RÉGIMEN CUYA BASE ES EL NARCOTRÁFICO”

“Por otro lado, los líderes de la oposición venezolana han mostrado que no han tenido capacidad política para enfrentar al régimen chavista —agregó Andrade— lo que ha permitido que se atornillen en el poder con algo más grave: coartan o bloquean el liderazgo emergente que tiene capacidad para tomar estos puestos y valentía para defender los obstáculos que se le presentan.”

-¿Es necesario un liderazgo nuevo, o acciones colectivas, o acciones internacionales? ¿Y es posible un liderazgo nuevo?

-Un ejemplo que me sorprende es el movimiento estudiantil venezolano, que no quiere un futuro sin libertad y democracia, y reclama oportunidades profesionales y personales. También estos jóvenes están divididos entre los que creen en la democracia y los que, a pesar de haber crecido en este chavismo antidemocrático, siguen creyendo que estos regímenes son el mejor sistema de gobierno. Aun lideres del movimiento estudiantil que han sufrido persecución política defienden estas ideologías… Las acciones internacionales son claves en este proceso, así como el apoyo de la comunidad internacional y el trabajo de la diáspora venezolana en diferentes países del mundo, que no se rinde. El liderazgo nuevo es posible si el movimiento estudiantil logra imponerse ante el liderazgo opositor que se niega a ceder sus espacios políticos por la comodidad que goza en su burbuja política.

Por su trabajo en Venezuela Awareness —una organización para la defensa de los derechos humanos y políticos, y la denuncia internacional de sus violaciones, que se creó en Miami— Patricia Andrade no puede volver a su país. “Como miembro cofundador en 2004 fui acusada por Nicolás Maduro de conspiración, traición a la patria y terrorismo, y así se ordenó la apertura de un expediente en mi contra en la Fiscalía General de la República“, explicó a Infobae. “A estas acusaciones se sumaron luego el ex presidente Hugo Chávez, ministros, asambleístas, cancilleres y otros representantes del alto gobierno. Además me han sometido constantemente al escarnio publico por los medios oficialistas.”

Desde sus orígenes, y según se ha ido deteriorando la situación en Venezuela, la fundación ha ampliado sus tareas: además de denunciar los atropellos a los derechos humanos y la conculcación de las libertades políticas; además de llevar listas y estadísticas de detenidos y torturados por oponerse a los gobiernos de Chávez y de su sucesor Maduro, ahora también se ocupan de colaborar con los venezolanos que en número creciente piden asilo político en los Estados Unidos.

“Cuando Chávez ganó la elección en 1998, las peticiones de asilo político de los venezolanos se contabilizaban en aproximadamente 100 anuales. Para el 2004 ya pisaban las 3.000 peticiones anuales”, comparó. Lo que puede parecer una reacción a un cambio institucional revolucionario, sin embargo, no lo fue. No hubo un pico y una estabilización. “Desde entonces fluctúan entre 1.000 a cerca de 3.000 anuales, hasta la fecha. En el 2013 las peticiones habían bajado a 823 y en las cifras del 2014 tendremos un repunte de peticiones, aunque todavía no están disponibles ya que el Servicio de Inmigración (DHS) las publica cada dos años. Pero imaginamos que será una cifra alta porque observamos un aumento de inmigrantes perseguidos que llegaban a Estados Unidos por las protestas conocidas como La Salida“.

Las cifras globales (sólo en los Estados Unidos, y sin contar otras formas de ingreso al país) son altas: “El periodo del proceso chavista ha aumentado las peticiones de asilo en aproximadamente 17.000, de acuerdo con las cifras oficiales del DHS y el Departamento de Justicia”, dijo Andrade.

“LO QUE EXISTE HOY EN VENEZUELA NO ES LA IDEOLOGÍA DEL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI: ES SÓLO UNA DICTADURA”

-El asilo político reconoce diversos derechos violados como causal, no únicamente la persecución política. ¿Cuáles son las razones principales de los venezolanos que lo solicitan hoy?

Para solicitar asilo se debe estar dentro de cinco categorías: raza, religión, nacionalidad, opinión política y grupo social. Diría que el 80 por ciento de los peticionarios solicitan asilo por opinión política y un 20 por ciento por pertenecer a un grupo social, como por ejemplo los periodistas venezolanos, quienes sufren una fuerte persecución. Algunos han sufrido cárcel, emboscadas, ataques a su integridad y procesos judiciales politizados.

Del socialismo del siglo XXI a una dictadura sin ley

Como el analista político Aquiles Esté, muchos venezolanos creen que la situación en su país hoy supera la cuestión ideológica, dada la dimensión de la crisis. Cuando el Estado no provee lo que debería para garantizar la vida de los ciudadanos, el problema es institucional. Andrade coincidió:

“Lo que existe en Venezuela actualmente no es la ideología del socialismo del siglo XXI que pregonaba Chávez, quien creía en ella y defendía su proyecto político. Lo que existe hoy en Venezuela es sólo una dictadura que pretende permanecer en el poder violentando todas las leyes, la Constitución Nacional y los tratados internacionales.”

Lo cual implicaría una paradoja, señaló: “Las graves denuncias existentes a nivel internacional contra los autores de violaciones a los derechos humanos y delitos de narcotráfico internacional han convertido a los jerarcas del régimen actual en prisioneros en su propio país, porque temen ser capturados al viajar al exterior para que respondan por esas acusaciones”.

VENEZUELA: “LOS JERARCAS DEL RÉGIMEN ACTUAL SON PRISIONEROS EN SU PROPIO PAÍS, PORQUE TEMEN SER CAPTURADOS AL VIAJAR AL EXTERIOR”

Continuó: “El Estado asfixió a los venezolanos al arrancarle el ejercicio de sus libertades civiles y sus derechos humanos: criminalizó la opinión, la libertad de expresión, la libertad de prensa y los derechos a la protesta y a la propiedad privada como política de gobierno. A ello se le suman las pésimas políticas por las cuales a una mala decisión la sustituye una peor, o su ausencia”. El resultado: no se puede garantizar la vida. “Faltan políticas de seguridad, de economía, de libre mercado. Esta imposibilidad de brindar a los ciudadanos la mínima política de gobierno exitosa es el caldo de cultivo para algo aún peor, que pudiera ser una explosión social de ambos sectores unidos.

-¿A qué se refiere con ambos sectores?

La delincuencia desbordada no perdona color político: las victimas son de ambos sectores, tanto oficialistas como opositores. Los salarios no cubren el alto costo de la vida, por lo cual ya los venezolanos no pueden acceder a la cesta básica de comida, si es que se consigue en el mercado. La población sufre hambre porque el salario no alcanza para comprar lo indispensable, no se consiguen los alimentos y los productos básicos por la escasez marcada: no hay gobierno o proyecto político que pueda soportar esto en el tiempo. Cuando el estómago suena por hambre en una sociedad acostumbrada a tener los estantes llenos de comida, a escoger y comprar, se puede esperar cualquier cosa. Es como una bomba de tiempo.

La agudización de la crisis y el narcotráfico

-¿Qué proyección hace Venezuela Awareness a corto y mediano plazo?

A corto plazo sólo vemos que continuará el deterioro a la situación actual. A mediano plazo puede pasar cualquier cosa: una explosión social de un país polarizado que se unirá por la desesperación, y en respuesta más represión de la que hemos visto. Puede pasar cualquier cosa. Todo es posible porque en Venezuela el chavismo se niega a hacer cambios y mucho más a regresar a la democracia. Nos gustaría ser positivos, pero la realidad es cruda, dura, difícil, aterradora. No obstante, no perdemos la fe en Dios.

En los últimos dos años, debido a la caída del precio del petróleo y al resquebrajamiento de la legitimidad institucional, el gobierno de Maduro no ha podido enderezar el rumbo de una crisis que, en tanto la inflación no se contenga, perjudica precisamente a los sectores desprotegidos que el proyecto chavista integró a los derechos ciudadanos; tampoco las libertades políticas son una cuestión de clase.

El cuadro aumenta exponencialmente en complejidad si hay que tomar en cuenta la relación entre el narcotráfico y el poder.

“LA DELINCUENCIA DESBORDADA NO PERDONA COLOR POLÍTICO: LAS VÍCTIMAS SON TANTO OFICIALISTAS COMO OPOSITORES”

“Se ha causado un impacto emocional en el venezolano con valores morales que se ve gobernado por un régimen cuya base es el narcotráfico internacional”, definió, sin ambages, Andrade. “Es normal escuchar a los venezolanos que expresan indignados que sus gobernantes son miembros del narcotráfico internacional.”

Su preocupación, un hecho que consideró a la vista: “El narcotráfico forma mafias donde se pelean zonas venezolanas que desean controlar: de ahí que muchos dicen en voz baja quiénes son los verdaderos responsables de crímenes, sicariatos y desapariciones al pelearse por territorios para el tránsito de la droga en la ruta internacional.”

En ese proceso, la tarea de la Venezuela Awareness se ha debido adaptar a las nuevas necesidades de los ciudadanos. Muchos no se van por persecución política: muchos se van porque no quieren asistir a la escalada de esa desintegración en la cual un poder económico ajeno a la ley puede dominar al poder político, como se ha visto ya en varios lugares de México.

“Debido a alta inmigración de venezolanos, que ha aumentado en una forma marcada y notable, que se residencian en su gran mayoría en el sur de la Florida, ampliamos nuestro trabajo como defensores de derechos humanos para abrir un programa educativo que les brinde herramientas para el proceso migratorio”, explicó Andrade. “Están disponibles en nuestra web para que tengan una guía y no sean víctimas de estafas, que es un problema que enfrentamos en la comunidad. Nos ampliamos en programas educativos, sociales y humanitarios, y en crear nuevas alianzas con organizaciones e instituciones.”

Ya no se trata del perseguido político estándar: “Ellos siguen llegando, claro, casi con lo que tienen puesto, sin dinero y sin maletas, y solicitan asilo político. Pero ahora también se trata del inmigrante que quiere respirar libertad, seguridad social; se trata de padres que quieren darle un futuro a sus hijos y no llorarlos cuando caen víctimas del hampa. La inmigración venezolana incluye la fuga de cerebros: lo mas calificado sale del país con sus conocimientos profesionales, su preparación académica… Son procesos diferentes, porque estos inmigrantes tienen tiempo de preparar su salida de Venezuela, mientras que los perseguidos políticos emigran sin planearlo, es una carrera contra el tiempo para salvar sus vidas.”

“CUANDO EL ESTÓMAGO SUENA POR HAMBRE EN UNA SOCIEDAD ACOSTUMBRADA A TENER LOS ESTANTES LLENOS DE COMIDA, SE PUEDE ESPERAR CUALQUIER COSA”

Para la libertad: liderazgo político

Entre las muchas ideas de Hegel sobre la libertad, el individuo y el Estado acaso vengan éstas al caso: “La historia es el progreso de la conciencia de la libertad” y “Para que haya libertad en el Estado es preciso que esto dependa del albedrío del individuo, y que no sea una división en castas la que determine a qué menester ha de consagrarse cada cual”.

-¿Cómo puede su país llegar a ser libre, desde el punto de vista de la fundación y las experiencias que conocen? ¿Implica el fin de este gobierno y ya?

-La libertad en Venezuela se logrará al recuperar los valores morales, éticos, principios, dignidad y responsabilidad que a medida que pasa el tiempo van disminuyendo ante un régimen que es delincuente. Las agendas personales, tanto del sector oficialista como del sector que lidera la oposición e inclusive llega al exilio, es una traba que se interpone en el objetivo de alcanzar al libertad y democracia.

-¿Cómo definiría esas agendas-trabas?

-Pudiéramos imaginarnos que llega el fin del poder del chavismo y que ocurre que asume un nuevo gobierno del sector opositor, sin moral y sin principios, que practique igual que el chavismo la corrupción, el dinero fácil, la ubicación en posiciones gracias a recomendaciones partidistas y no a méritos profesionales, la continuación de la impunidad, la sordera que ha desconectado tanto a los gobernantes y a los líderes opositores de la sociedad civil, que ha cargado con la peor parte… No seríamos libres. Sería más de lo mismo.

-¿Y entonces?

-Necesitamos regresar a ser el país que fuimos una vez, en el cual no estábamos divididos por ideologías políticas. En un momento nos perdimos para sustituir el profesionalismo, la ética, la dignidad, los principios de justicia, la equidad, la moral, respeto y las reglas que rigen a las verdaderas democracias para poder alcanzar la libertad. Hay que erradicar los terribles vicios que han acabado con las bases de la Venezuela que fuimos una vez.

Para ello, dice, hace falta una combinación de elementos.

“El liderazgo de los gobernantes oficialistas en su gran mayoría ha demostrado escasa o ninguna preparación para los cargos que han asumido, con resultados deplorables: la crisis política y económica, el abuso de poder, la complicidad en las violaciones a los derechos humanos y la responsabilidad en la impunidad en los crímenes que se cometen en Venezuela, más las acusaciones de supuesto trafico internacional de drogas”, enumeró.

“EL VENEZOLANO CON VALORES MORALES SE VE GOBERNADO POR UN RÉGIMEN CUYA BASE ES EL NARCOTRÁFICO”

“Por otro lado, los líderes de la oposición venezolana han mostrado que no han tenido capacidad política para enfrentar al régimen chavista —agregó Andrade— lo que ha permitido que se atornillen en el poder con algo más grave: coartan o bloquean el liderazgo emergente que tiene capacidad para tomar estos puestos y valentía para defender los obstáculos que se le presentan.”

-¿Es necesario un liderazgo nuevo, o acciones colectivas, o acciones internacionales? ¿Y es posible un liderazgo nuevo?

-Un ejemplo que me sorprende es el movimiento estudiantil venezolano, que no quiere un futuro sin libertad y democracia, y reclama oportunidades profesionales y personales. También estos jóvenes están divididos entre los que creen en la democracia y los que, a pesar de haber crecido en este chavismo antidemocrático, siguen creyendo que estos regímenes son el mejor sistema de gobierno. Aun lideres del movimiento estudiantil que han sufrido persecución política defienden estas ideologías… Las acciones internacionales son claves en este proceso, así como el apoyo de la comunidad internacional y el trabajo de la diáspora venezolana en diferentes países del mundo, que no se rinde. El liderazgo nuevo es posible si el movimiento estudiantil logra imponerse ante el liderazgo opositor que se niega a ceder sus espacios políticos por la comodidad que goza en su burbuja política.

  • Actividad comunitaria: jornada de ciudadania. Los voluntarios incentivan a los venezolanos residentes legales a hacer su trámite de ciudadanía estadounidense sin costo alguno. Contamos adicionalmente con apoyo de personal congresional y una abogada migratoria quien dio asesoria gratuita.
  • Crédito: Venezuela Awareness5 de 6 Raúl Díaz Peña, del caso Diaz, tambien paso a hacer una consulta migratoria el dia de la jornada.
  • Crédito: Venezuela Awareness6 de 6En una asamblea de ciudadanos dedicada a los presos politicos, 2014.
  • Crédito: Venezuela Awareness1 de 6En la Corte Interamericana de Derechos Humanos en Costa Rica, Patricia Andrade antes de la audiencia oral y publica en la demanda contra el Estado Venezolano por el caso Díaz, 9 de diciembre del 2011.

Por su trabajo en Venezuela Awareness —una organización para la defensa de los derechos humanos y políticos, y la denuncia internacional de sus violaciones, que se creó en Miami— Patricia Andrade no puede volver a su país. “Como miembro cofundador en 2004 fui acusada por Nicolás Maduro de conspiración, traición a la patria y terrorismo, y así se ordenó la apertura de un expediente en mi contra en la Fiscalía General de la República“, explicó a Infobae. “A estas acusaciones se sumaron luego el ex presidente Hugo Chávez, ministros, asambleístas, cancilleres y otros representantes del alto gobierno. Además me han sometido constantemente al escarnio publico por los medios oficialistas.”

Desde sus orígenes, y según se ha ido deteriorando la situación en Venezuela, la fundación ha ampliado sus tareas: además de denunciar los atropellos a los derechos humanos y la conculcación de las libertades políticas; además de llevar listas y estadísticas de detenidos y torturados por oponerse a los gobiernos de Chávez y de su sucesor Maduro, ahora también se ocupan de colaborar con los venezolanos que en número creciente piden asilo político en los Estados Unidos.

“Cuando Chávez ganó la elección en 1998, las peticiones de asilo político de los venezolanos se contabilizaban en aproximadamente 100 anuales. Para el 2004 ya pisaban las 3.000 peticiones anuales”, comparó. Lo que puede parecer una reacción a un cambio institucional revolucionario, sin embargo, no lo fue. No hubo un pico y una estabilización. “Desde entonces fluctúan entre 1.000 a cerca de 3.000 anuales, hasta la fecha. En el 2013 las peticiones habían bajado a 823 y en las cifras del 2014 tendremos un repunte de peticiones, aunque todavía no están disponibles ya que el Servicio de Inmigración (DHS) las publica cada dos años. Pero imaginamos que será una cifra alta porque observamos un aumento de inmigrantes perseguidos que llegaban a Estados Unidos por las protestas conocidas como La Salida“.

Las cifras globales (sólo en los Estados Unidos, y sin contar otras formas de ingreso al país) son altas: “El periodo del proceso chavista ha aumentado las peticiones de asilo en aproximadamente 17.000, de acuerdo con las cifras oficiales del DHS y el Departamento de Justicia”, dijo Andrade.

“LO QUE EXISTE HOY EN VENEZUELA NO ES LA IDEOLOGÍA DEL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI: ES SÓLO UNA DICTADURA”

-El asilo político reconoce diversos derechos violados como causal, no únicamente la persecución política. ¿Cuáles son las razones principales de los venezolanos que lo solicitan hoy?

Para solicitar asilo se debe estar dentro de cinco categorías: raza, religión, nacionalidad, opinión política y grupo social. Diría que el 80 por ciento de los peticionarios solicitan asilo por opinión política y un 20 por ciento por pertenecer a un grupo social, como por ejemplo los periodistas venezolanos, quienes sufren una fuerte persecución. Algunos han sufrido cárcel, emboscadas, ataques a su integridad y procesos judiciales politizados.

Del socialismo del siglo XXI a una dictadura sin ley

Como el analista político Aquiles Esté, muchos venezolanos creen que la situación en su país hoy supera la cuestión ideológica, dada la dimensión de la crisis. Cuando el Estado no provee lo que debería para garantizar la vida de los ciudadanos, el problema es institucional. Andrade coincidió:

“Lo que existe en Venezuela actualmente no es la ideología del socialismo del siglo XXI que pregonaba Chávez, quien creía en ella y defendía su proyecto político. Lo que existe hoy en Venezuela es sólo una dictadura que pretende permanecer en el poder violentando todas las leyes, la Constitución Nacional y los tratados internacionales.”

Lo cual implicaría una paradoja, señaló: “Las graves denuncias existentes a nivel internacional contra los autores de violaciones a los derechos humanos y delitos de narcotráfico internacional han convertido a los jerarcas del régimen actual en prisioneros en su propio país, porque temen ser capturados al viajar al exterior para que respondan por esas acusaciones”.

VENEZUELA: “LOS JERARCAS DEL RÉGIMEN ACTUAL SON PRISIONEROS EN SU PROPIO PAÍS, PORQUE TEMEN SER CAPTURADOS AL VIAJAR AL EXTERIOR”

Continuó: “El Estado asfixió a los venezolanos al arrancarle el ejercicio de sus libertades civiles y sus derechos humanos: criminalizó la opinión, la libertad de expresión, la libertad de prensa y los derechos a la protesta y a la propiedad privada como política de gobierno. A ello se le suman las pésimas políticas por las cuales a una mala decisión la sustituye una peor, o su ausencia”. El resultado: no se puede garantizar la vida. “Faltan políticas de seguridad, de economía, de libre mercado. Esta imposibilidad de brindar a los ciudadanos la mínima política de gobierno exitosa es el caldo de cultivo para algo aún peor, que pudiera ser una explosión social de ambos sectores unidos.

-¿A qué se refiere con ambos sectores?

La delincuencia desbordada no perdona color político: las victimas son de ambos sectores, tanto oficialistas como opositores. Los salarios no cubren el alto costo de la vida, por lo cual ya los venezolanos no pueden acceder a la cesta básica de comida, si es que se consigue en el mercado. La población sufre hambre porque el salario no alcanza para comprar lo indispensable, no se consiguen los alimentos y los productos básicos por la escasez marcada: no hay gobierno o proyecto político que pueda soportar esto en el tiempo. Cuando el estómago suena por hambre en una sociedad acostumbrada a tener los estantes llenos de comida, a escoger y comprar, se puede esperar cualquier cosa. Es como una bomba de tiempo.

La agudización de la crisis y el narcotráfico

-¿Qué proyección hace Venezuela Awareness a corto y mediano plazo?

A corto plazo sólo vemos que continuará el deterioro a la situación actual. A mediano plazo puede pasar cualquier cosa: una explosión social de un país polarizado que se unirá por la desesperación, y en respuesta más represión de la que hemos visto. Puede pasar cualquier cosa. Todo es posible porque en Venezuela el chavismo se niega a hacer cambios y mucho más a regresar a la democracia. Nos gustaría ser positivos, pero la realidad es cruda, dura, difícil, aterradora. No obstante, no perdemos la fe en Dios.

En los últimos dos años, debido a la caída del precio del petróleo y al resquebrajamiento de la legitimidad institucional, el gobierno de Maduro no ha podido enderezar el rumbo de una crisis que, en tanto la inflación no se contenga, perjudica precisamente a los sectores desprotegidos que el proyecto chavista integró a los derechos ciudadanos; tampoco las libertades políticas son una cuestión de clase.

El cuadro aumenta exponencialmente en complejidad si hay que tomar en cuenta la relación entre el narcotráfico y el poder.

“LA DELINCUENCIA DESBORDADA NO PERDONA COLOR POLÍTICO: LAS VÍCTIMAS SON TANTO OFICIALISTAS COMO OPOSITORES”

“Se ha causado un impacto emocional en el venezolano con valores morales que se ve gobernado por un régimen cuya base es el narcotráfico internacional”, definió, sin ambages, Andrade. “Es normal escuchar a los venezolanos que expresan indignados que sus gobernantes son miembros del narcotráfico internacional.”

Su preocupación, un hecho que consideró a la vista: “El narcotráfico forma mafias donde se pelean zonas venezolanas que desean controlar: de ahí que muchos dicen en voz baja quiénes son los verdaderos responsables de crímenes, sicariatos y desapariciones al pelearse por territorios para el tránsito de la droga en la ruta internacional.”

En ese proceso, la tarea de la Venezuela Awareness se ha debido adaptar a las nuevas necesidades de los ciudadanos. Muchos no se van por persecución política: muchos se van porque no quieren asistir a la escalada de esa desintegración en la cual un poder económico ajeno a la ley puede dominar al poder político, como se ha visto ya en varios lugares de México.

“Debido a alta inmigración de venezolanos, que ha aumentado en una forma marcada y notable, que se residencian en su gran mayoría en el sur de la Florida, ampliamos nuestro trabajo como defensores de derechos humanos para abrir un programa educativo que les brinde herramientas para el proceso migratorio”, explicó Andrade. “Están disponibles en nuestra web para que tengan una guía y no sean víctimas de estafas, que es un problema que enfrentamos en la comunidad. Nos ampliamos en programas educativos, sociales y humanitarios, y en crear nuevas alianzas con organizaciones e instituciones.”

Ya no se trata del perseguido político estándar: “Ellos siguen llegando, claro, casi con lo que tienen puesto, sin dinero y sin maletas, y solicitan asilo político. Pero ahora también se trata del inmigrante que quiere respirar libertad, seguridad social; se trata de padres que quieren darle un futuro a sus hijos y no llorarlos cuando caen víctimas del hampa. La inmigración venezolana incluye la fuga de cerebros: lo mas calificado sale del país con sus conocimientos profesionales, su preparación académica… Son procesos diferentes, porque estos inmigrantes tienen tiempo de preparar su salida de Venezuela, mientras que los perseguidos políticos emigran sin planearlo, es una carrera contra el tiempo para salvar sus vidas.”

“CUANDO EL ESTÓMAGO SUENA POR HAMBRE EN UNA SOCIEDAD ACOSTUMBRADA A TENER LOS ESTANTES LLENOS DE COMIDA, SE PUEDE ESPERAR CUALQUIER COSA”

Para la libertad: liderazgo político

Entre las muchas ideas de Hegel sobre la libertad, el individuo y el Estado acaso vengan éstas al caso: “La historia es el progreso de la conciencia de la libertad” y “Para que haya libertad en el Estado es preciso que esto dependa del albedrío del individuo, y que no sea una división en castas la que determine a qué menester ha de consagrarse cada cual”.

-¿Cómo puede su país llegar a ser libre, desde el punto de vista de la fundación y las experiencias que conocen? ¿Implica el fin de este gobierno y ya?

-La libertad en Venezuela se logrará al recuperar los valores morales, éticos, principios, dignidad y responsabilidad que a medida que pasa el tiempo van disminuyendo ante un régimen que es delincuente. Las agendas personales, tanto del sector oficialista como del sector que lidera la oposición e inclusive llega al exilio, es una traba que se interpone en el objetivo de alcanzar al libertad y democracia.

-¿Cómo definiría esas agendas-trabas?

-Pudiéramos imaginarnos que llega el fin del poder del chavismo y que ocurre que asume un nuevo gobierno del sector opositor, sin moral y sin principios, que practique igual que el chavismo la corrupción, el dinero fácil, la ubicación en posiciones gracias a recomendaciones partidistas y no a méritos profesionales, la continuación de la impunidad, la sordera que ha desconectado tanto a los gobernantes y a los líderes opositores de la sociedad civil, que ha cargado con la peor parte… No seríamos libres. Sería más de lo mismo.

-¿Y entonces?

-Necesitamos regresar a ser el país que fuimos una vez, en el cual no estábamos divididos por ideologías políticas. En un momento nos perdimos para sustituir el profesionalismo, la ética, la dignidad, los principios de justicia, la equidad, la moral, respeto y las reglas que rigen a las verdaderas democracias para poder alcanzar la libertad. Hay que erradicar los terribles vicios que han acabado con las bases de la Venezuela que fuimos una vez.

Para ello, dice, hace falta una combinación de elementos.

“El liderazgo de los gobernantes oficialistas en su gran mayoría ha demostrado escasa o ninguna preparación para los cargos que han asumido, con resultados deplorables: la crisis política y económica, el abuso de poder, la complicidad en las violaciones a los derechos humanos y la responsabilidad en la impunidad en los crímenes que se cometen en Venezuela, más las acusaciones de supuesto trafico internacional de drogas”, enumeró.

“EL VENEZOLANO CON VALORES MORALES SE VE GOBERNADO POR UN RÉGIMEN CUYA BASE ES EL NARCOTRÁFICO”

“Por otro lado, los líderes de la oposición venezolana han mostrado que no han tenido capacidad política para enfrentar al régimen chavista —agregó Andrade— lo que ha permitido que se atornillen en el poder con algo más grave: coartan o bloquean el liderazgo emergente que tiene capacidad para tomar estos puestos y valentía para defender los obstáculos que se le presentan.”

-¿Es necesario un liderazgo nuevo, o acciones colectivas, o acciones internacionales? ¿Y es posible un liderazgo nuevo?

-Un ejemplo que me sorprende es el movimiento estudiantil venezolano, que no quiere un futuro sin libertad y democracia, y reclama oportunidades profesionales y personales. También estos jóvenes están divididos entre los que creen en la democracia y los que, a pesar de haber crecido en este chavismo antidemocrático, siguen creyendo que estos regímenes son el mejor sistema de gobierno. Aun lideres del movimiento estudiantil que han sufrido persecución política defienden estas ideologías… Las acciones internacionales son claves en este proceso, así como el apoyo de la comunidad internacional y el trabajo de la diáspora venezolana en diferentes países del mundo, que no se rinde. El liderazgo nuevo es posible si el movimiento estudiantil logra imponerse ante el liderazgo opositor que se niega a ceder sus espacios políticos por la comodidad que goza en su burbuja política.

Por su trabajo en Venezuela Awareness —una organización para la defensa de los derechos humanos y políticos, y la denuncia internacional de sus violaciones, que se creó en Miami— Patricia Andrade no puede volver a su país. “Como miembro cofundador en 2004 fui acusada por Nicolás Maduro de conspiración, traición a la patria y terrorismo, y así se ordenó la apertura de un expediente en mi contra en la Fiscalía General de la República“, explicó a Infobae. “A estas acusaciones se sumaron luego el ex presidente Hugo Chávez, ministros, asambleístas, cancilleres y otros representantes del alto gobierno. Además me han sometido constantemente al escarnio publico por los medios oficialistas.”

Desde sus orígenes, y según se ha ido deteriorando la situación en Venezuela, la fundación ha ampliado sus tareas: además de denunciar los atropellos a los derechos humanos y la conculcación de las libertades políticas; además de llevar listas y estadísticas de detenidos y torturados por oponerse a los gobiernos de Chávez y de su sucesor Maduro, ahora también se ocupan de colaborar con los venezolanos que en número creciente piden asilo político en los Estados Unidos.

“Cuando Chávez ganó la elección en 1998, las peticiones de asilo político de los venezolanos se contabilizaban en aproximadamente 100 anuales. Para el 2004 ya pisaban las 3.000 peticiones anuales”, comparó. Lo que puede parecer una reacción a un cambio institucional revolucionario, sin embargo, no lo fue. No hubo un pico y una estabilización. “Desde entonces fluctúan entre 1.000 a cerca de 3.000 anuales, hasta la fecha. En el 2013 las peticiones habían bajado a 823 y en las cifras del 2014 tendremos un repunte de peticiones, aunque todavía no están disponibles ya que el Servicio de Inmigración (DHS) las publica cada dos años. Pero imaginamos que será una cifra alta porque observamos un aumento de inmigrantes perseguidos que llegaban a Estados Unidos por las protestas conocidas como La Salida“.

Las cifras globales (sólo en los Estados Unidos, y sin contar otras formas de ingreso al país) son altas: “El periodo del proceso chavista ha aumentado las peticiones de asilo en aproximadamente 17.000, de acuerdo con las cifras oficiales del DHS y el Departamento de Justicia”, dijo Andrade.

“LO QUE EXISTE HOY EN VENEZUELA NO ES LA IDEOLOGÍA DEL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI: ES SÓLO UNA DICTADURA”

-El asilo político reconoce diversos derechos violados como causal, no únicamente la persecución política. ¿Cuáles son las razones principales de los venezolanos que lo solicitan hoy?

Para solicitar asilo se debe estar dentro de cinco categorías: raza, religión, nacionalidad, opinión política y grupo social. Diría que el 80 por ciento de los peticionarios solicitan asilo por opinión política y un 20 por ciento por pertenecer a un grupo social, como por ejemplo los periodistas venezolanos, quienes sufren una fuerte persecución. Algunos han sufrido cárcel, emboscadas, ataques a su integridad y procesos judiciales politizados.

Del socialismo del siglo XXI a una dictadura sin ley

Como el analista político Aquiles Esté, muchos venezolanos creen que la situación en su país hoy supera la cuestión ideológica, dada la dimensión de la crisis. Cuando el Estado no provee lo que debería para garantizar la vida de los ciudadanos, el problema es institucional. Andrade coincidió:

“Lo que existe en Venezuela actualmente no es la ideología del socialismo del siglo XXI que pregonaba Chávez, quien creía en ella y defendía su proyecto político. Lo que existe hoy en Venezuela es sólo una dictadura que pretende permanecer en el poder violentando todas las leyes, la Constitución Nacional y los tratados internacionales.”

Lo cual implicaría una paradoja, señaló: “Las graves denuncias existentes a nivel internacional contra los autores de violaciones a los derechos humanos y delitos de narcotráfico internacional han convertido a los jerarcas del régimen actual en prisioneros en su propio país, porque temen ser capturados al viajar al exterior para que respondan por esas acusaciones”.

VENEZUELA: “LOS JERARCAS DEL RÉGIMEN ACTUAL SON PRISIONEROS EN SU PROPIO PAÍS, PORQUE TEMEN SER CAPTURADOS AL VIAJAR AL EXTERIOR”

Continuó: “El Estado asfixió a los venezolanos al arrancarle el ejercicio de sus libertades civiles y sus derechos humanos: criminalizó la opinión, la libertad de expresión, la libertad de prensa y los derechos a la protesta y a la propiedad privada como política de gobierno. A ello se le suman las pésimas políticas por las cuales a una mala decisión la sustituye una peor, o su ausencia”. El resultado: no se puede garantizar la vida. “Faltan políticas de seguridad, de economía, de libre mercado. Esta imposibilidad de brindar a los ciudadanos la mínima política de gobierno exitosa es el caldo de cultivo para algo aún peor, que pudiera ser una explosión social de ambos sectores unidos.

-¿A qué se refiere con ambos sectores?

La delincuencia desbordada no perdona color político: las victimas son de ambos sectores, tanto oficialistas como opositores. Los salarios no cubren el alto costo de la vida, por lo cual ya los venezolanos no pueden acceder a la cesta básica de comida, si es que se consigue en el mercado. La población sufre hambre porque el salario no alcanza para comprar lo indispensable, no se consiguen los alimentos y los productos básicos por la escasez marcada: no hay gobierno o proyecto político que pueda soportar esto en el tiempo. Cuando el estómago suena por hambre en una sociedad acostumbrada a tener los estantes llenos de comida, a escoger y comprar, se puede esperar cualquier cosa. Es como una bomba de tiempo.

La agudización de la crisis y el narcotráfico

-¿Qué proyección hace Venezuela Awareness a corto y mediano plazo?

A corto plazo sólo vemos que continuará el deterioro a la situación actual. A mediano plazo puede pasar cualquier cosa: una explosión social de un país polarizado que se unirá por la desesperación, y en respuesta más represión de la que hemos visto. Puede pasar cualquier cosa. Todo es posible porque en Venezuela el chavismo se niega a hacer cambios y mucho más a regresar a la democracia. Nos gustaría ser positivos, pero la realidad es cruda, dura, difícil, aterradora. No obstante, no perdemos la fe en Dios.

En los últimos dos años, debido a la caída del precio del petróleo y al resquebrajamiento de la legitimidad institucional, el gobierno de Maduro no ha podido enderezar el rumbo de una crisis que, en tanto la inflación no se contenga, perjudica precisamente a los sectores desprotegidos que el proyecto chavista integró a los derechos ciudadanos; tampoco las libertades políticas son una cuestión de clase.

El cuadro aumenta exponencialmente en complejidad si hay que tomar en cuenta la relación entre el narcotráfico y el poder.

“LA DELINCUENCIA DESBORDADA NO PERDONA COLOR POLÍTICO: LAS VÍCTIMAS SON TANTO OFICIALISTAS COMO OPOSITORES”

“Se ha causado un impacto emocional en el venezolano con valores morales que se ve gobernado por un régimen cuya base es el narcotráfico internacional”, definió, sin ambages, Andrade. “Es normal escuchar a los venezolanos que expresan indignados que sus gobernantes son miembros del narcotráfico internacional.”

Su preocupación, un hecho que consideró a la vista: “El narcotráfico forma mafias donde se pelean zonas venezolanas que desean controlar: de ahí que muchos dicen en voz baja quiénes son los verdaderos responsables de crímenes, sicariatos y desapariciones al pelearse por territorios para el tránsito de la droga en la ruta internacional.”

En ese proceso, la tarea de la Venezuela Awareness se ha debido adaptar a las nuevas necesidades de los ciudadanos. Muchos no se van por persecución política: muchos se van porque no quieren asistir a la escalada de esa desintegración en la cual un poder económico ajeno a la ley puede dominar al poder político, como se ha visto ya en varios lugares de México.

“Debido a alta inmigración de venezolanos, que ha aumentado en una forma marcada y notable, que se residencian en su gran mayoría en el sur de la Florida, ampliamos nuestro trabajo como defensores de derechos humanos para abrir un programa educativo que les brinde herramientas para el proceso migratorio”, explicó Andrade. “Están disponibles en nuestra web para que tengan una guía y no sean víctimas de estafas, que es un problema que enfrentamos en la comunidad. Nos ampliamos en programas educativos, sociales y humanitarios, y en crear nuevas alianzas con organizaciones e instituciones.”

Ya no se trata del perseguido político estándar: “Ellos siguen llegando, claro, casi con lo que tienen puesto, sin dinero y sin maletas, y solicitan asilo político. Pero ahora también se trata del inmigrante que quiere respirar libertad, seguridad social; se trata de padres que quieren darle un futuro a sus hijos y no llorarlos cuando caen víctimas del hampa. La inmigración venezolana incluye la fuga de cerebros: lo mas calificado sale del país con sus conocimientos profesionales, su preparación académica… Son procesos diferentes, porque estos inmigrantes tienen tiempo de preparar su salida de Venezuela, mientras que los perseguidos políticos emigran sin planearlo, es una carrera contra el tiempo para salvar sus vidas.”

“CUANDO EL ESTÓMAGO SUENA POR HAMBRE EN UNA SOCIEDAD ACOSTUMBRADA A TENER LOS ESTANTES LLENOS DE COMIDA, SE PUEDE ESPERAR CUALQUIER COSA”

Para la libertad: liderazgo político

Entre las muchas ideas de Hegel sobre la libertad, el individuo y el Estado acaso vengan éstas al caso: “La historia es el progreso de la conciencia de la libertad” y “Para que haya libertad en el Estado es preciso que esto dependa del albedrío del individuo, y que no sea una división en castas la que determine a qué menester ha de consagrarse cada cual”.

-¿Cómo puede su país llegar a ser libre, desde el punto de vista de la fundación y las experiencias que conocen? ¿Implica el fin de este gobierno y ya?

-La libertad en Venezuela se logrará al recuperar los valores morales, éticos, principios, dignidad y responsabilidad que a medida que pasa el tiempo van disminuyendo ante un régimen que es delincuente. Las agendas personales, tanto del sector oficialista como del sector que lidera la oposición e inclusive llega al exilio, es una traba que se interpone en el objetivo de alcanzar al libertad y democracia.

-¿Cómo definiría esas agendas-trabas?

-Pudiéramos imaginarnos que llega el fin del poder del chavismo y que ocurre que asume un nuevo gobierno del sector opositor, sin moral y sin principios, que practique igual que el chavismo la corrupción, el dinero fácil, la ubicación en posiciones gracias a recomendaciones partidistas y no a méritos profesionales, la continuación de la impunidad, la sordera que ha desconectado tanto a los gobernantes y a los líderes opositores de la sociedad civil, que ha cargado con la peor parte… No seríamos libres. Sería más de lo mismo.

-¿Y entonces?

-Necesitamos regresar a ser el país que fuimos una vez, en el cual no estábamos divididos por ideologías políticas. En un momento nos perdimos para sustituir el profesionalismo, la ética, la dignidad, los principios de justicia, la equidad, la moral, respeto y las reglas que rigen a las verdaderas democracias para poder alcanzar la libertad. Hay que erradicar los terribles vicios que han acabado con las bases de la Venezuela que fuimos una vez.

Para ello, dice, hace falta una combinación de elementos.

“El liderazgo de los gobernantes oficialistas en su gran mayoría ha demostrado escasa o ninguna preparación para los cargos que han asumido, con resultados deplorables: la crisis política y económica, el abuso de poder, la complicidad en las violaciones a los derechos humanos y la responsabilidad en la impunidad en los crímenes que se cometen en Venezuela, más las acusaciones de supuesto trafico internacional de drogas”, enumeró.

“EL VENEZOLANO CON VALORES MORALES SE VE GOBERNADO POR UN RÉGIMEN CUYA BASE ES EL NARCOTRÁFICO”

“Por otro lado, los líderes de la oposición venezolana han mostrado que no han tenido capacidad política para enfrentar al régimen chavista —agregó Andrade— lo que ha permitido que se atornillen en el poder con algo más grave: coartan o bloquean el liderazgo emergente que tiene capacidad para tomar estos puestos y valentía para defender los obstáculos que se le presentan.”

-¿Es necesario un liderazgo nuevo, o acciones colectivas, o acciones internacionales? ¿Y es posible un liderazgo nuevo?

-Un ejemplo que me sorprende es el movimiento estudiantil venezolano, que no quiere un futuro sin libertad y democracia, y reclama oportunidades profesionales y personales. También estos jóvenes están divididos entre los que creen en la democracia y los que, a pesar de haber crecido en este chavismo antidemocrático, siguen creyendo que estos regímenes son el mejor sistema de gobierno. Aun lideres del movimiento estudiantil que han sufrido persecución política defienden estas ideologías… Las acciones internacionales son claves en este proceso, así como el apoyo de la comunidad internacional y el trabajo de la diáspora venezolana en diferentes países del mundo, que no se rinde. El liderazgo nuevo es posible si el movimiento estudiantil logra imponerse ante el liderazgo opositor que se niega a ceder sus espacios políticos por la comodidad que goza en su burbuja política.

Por su trabajo en Venezuela Awareness —una organización para la defensa de los derechos humanos y políticos, y la denuncia internacional de sus violaciones, que se creó en Miami— Patricia Andrade no puede volver a su país. “Como miembro cofundador en 2004 fui acusada por Nicolás Maduro de conspiración, traición a la patria y terrorismo, y así se ordenó la apertura de un expediente en mi contra en la Fiscalía General de la República“, explicó a Infobae. “A estas acusaciones se sumaron luego el ex presidente Hugo Chávez, ministros, asambleístas, cancilleres y otros representantes del alto gobierno. Además me han sometido constantemente al escarnio publico por los medios oficialistas.”

Desde sus orígenes, y según se ha ido deteriorando la situación en Venezuela, la fundación ha ampliado sus tareas: además de denunciar los atropellos a los derechos humanos y la conculcación de las libertades políticas; además de llevar listas y estadísticas de detenidos y torturados por oponerse a los gobiernos de Chávez y de su sucesor Maduro, ahora también se ocupan de colaborar con los venezolanos que en número creciente piden asilo político en los Estados Unidos.

“Cuando Chávez ganó la elección en 1998, las peticiones de asilo político de los venezolanos se contabilizaban en aproximadamente 100 anuales. Para el 2004 ya pisaban las 3.000 peticiones anuales”, comparó. Lo que puede parecer una reacción a un cambio institucional revolucionario, sin embargo, no lo fue. No hubo un pico y una estabilización. “Desde entonces fluctúan entre 1.000 a cerca de 3.000 anuales, hasta la fecha. En el 2013 las peticiones habían bajado a 823 y en las cifras del 2014 tendremos un repunte de peticiones, aunque todavía no están disponibles ya que el Servicio de Inmigración (DHS) las publica cada dos años. Pero imaginamos que será una cifra alta porque observamos un aumento de inmigrantes perseguidos que llegaban a Estados Unidos por las protestas conocidas como La Salida“.

Las cifras globales (sólo en los Estados Unidos, y sin contar otras formas de ingreso al país) son altas: “El periodo del proceso chavista ha aumentado las peticiones de asilo en aproximadamente 17.000, de acuerdo con las cifras oficiales del DHS y el Departamento de Justicia”, dijo Andrade.

“LO QUE EXISTE HOY EN VENEZUELA NO ES LA IDEOLOGÍA DEL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI: ES SÓLO UNA DICTADURA”

-El asilo político reconoce diversos derechos violados como causal, no únicamente la persecución política. ¿Cuáles son las razones principales de los venezolanos que lo solicitan hoy?

Para solicitar asilo se debe estar dentro de cinco categorías: raza, religión, nacionalidad, opinión política y grupo social. Diría que el 80 por ciento de los peticionarios solicitan asilo por opinión política y un 20 por ciento por pertenecer a un grupo social, como por ejemplo los periodistas venezolanos, quienes sufren una fuerte persecución. Algunos han sufrido cárcel, emboscadas, ataques a su integridad y procesos judiciales politizados.

Del socialismo del siglo XXI a una dictadura sin ley

Como el analista político Aquiles Esté, muchos venezolanos creen que la situación en su país hoy supera la cuestión ideológica, dada la dimensión de la crisis. Cuando el Estado no provee lo que debería para garantizar la vida de los ciudadanos, el problema es institucional. Andrade coincidió:

“Lo que existe en Venezuela actualmente no es la ideología del socialismo del siglo XXI que pregonaba Chávez, quien creía en ella y defendía su proyecto político. Lo que existe hoy en Venezuela es sólo una dictadura que pretende permanecer en el poder violentando todas las leyes, la Constitución Nacional y los tratados internacionales.”

Lo cual implicaría una paradoja, señaló: “Las graves denuncias existentes a nivel internacional contra los autores de violaciones a los derechos humanos y delitos de narcotráfico internacional han convertido a los jerarcas del régimen actual en prisioneros en su propio país, porque temen ser capturados al viajar al exterior para que respondan por esas acusaciones”.

VENEZUELA: “LOS JERARCAS DEL RÉGIMEN ACTUAL SON PRISIONEROS EN SU PROPIO PAÍS, PORQUE TEMEN SER CAPTURADOS AL VIAJAR AL EXTERIOR”

Continuó: “El Estado asfixió a los venezolanos al arrancarle el ejercicio de sus libertades civiles y sus derechos humanos: criminalizó la opinión, la libertad de expresión, la libertad de prensa y los derechos a la protesta y a la propiedad privada como política de gobierno. A ello se le suman las pésimas políticas por las cuales a una mala decisión la sustituye una peor, o su ausencia”. El resultado: no se puede garantizar la vida. “Faltan políticas de seguridad, de economía, de libre mercado. Esta imposibilidad de brindar a los ciudadanos la mínima política de gobierno exitosa es el caldo de cultivo para algo aún peor, que pudiera ser una explosión social de ambos sectores unidos.

-¿A qué se refiere con ambos sectores?

La delincuencia desbordada no perdona color político: las victimas son de ambos sectores, tanto oficialistas como opositores. Los salarios no cubren el alto costo de la vida, por lo cual ya los venezolanos no pueden acceder a la cesta básica de comida, si es que se consigue en el mercado. La población sufre hambre porque el salario no alcanza para comprar lo indispensable, no se consiguen los alimentos y los productos básicos por la escasez marcada: no hay gobierno o proyecto político que pueda soportar esto en el tiempo. Cuando el estómago suena por hambre en una sociedad acostumbrada a tener los estantes llenos de comida, a escoger y comprar, se puede esperar cualquier cosa. Es como una bomba de tiempo.

La agudización de la crisis y el narcotráfico

-¿Qué proyección hace Venezuela Awareness a corto y mediano plazo?

A corto plazo sólo vemos que continuará el deterioro a la situación actual. A mediano plazo puede pasar cualquier cosa: una explosión social de un país polarizado que se unirá por la desesperación, y en respuesta más represión de la que hemos visto. Puede pasar cualquier cosa. Todo es posible porque en Venezuela el chavismo se niega a hacer cambios y mucho más a regresar a la democracia. Nos gustaría ser positivos, pero la realidad es cruda, dura, difícil, aterradora. No obstante, no perdemos la fe en Dios.

En los últimos dos años, debido a la caída del precio del petróleo y al resquebrajamiento de la legitimidad institucional, el gobierno de Maduro no ha podido enderezar el rumbo de una crisis que, en tanto la inflación no se contenga, perjudica precisamente a los sectores desprotegidos que el proyecto chavista integró a los derechos ciudadanos; tampoco las libertades políticas son una cuestión de clase.

El cuadro aumenta exponencialmente en complejidad si hay que tomar en cuenta la relación entre el narcotráfico y el poder.

“LA DELINCUENCIA DESBORDADA NO PERDONA COLOR POLÍTICO: LAS VÍCTIMAS SON TANTO OFICIALISTAS COMO OPOSITORES”

“Se ha causado un impacto emocional en el venezolano con valores morales que se ve gobernado por un régimen cuya base es el narcotráfico internacional”, definió, sin ambages, Andrade. “Es normal escuchar a los venezolanos que expresan indignados que sus gobernantes son miembros del narcotráfico internacional.”

Su preocupación, un hecho que consideró a la vista: “El narcotráfico forma mafias donde se pelean zonas venezolanas que desean controlar: de ahí que muchos dicen en voz baja quiénes son los verdaderos responsables de crímenes, sicariatos y desapariciones al pelearse por territorios para el tránsito de la droga en la ruta internacional.”

En ese proceso, la tarea de la Venezuela Awareness se ha debido adaptar a las nuevas necesidades de los ciudadanos. Muchos no se van por persecución política: muchos se van porque no quieren asistir a la escalada de esa desintegración en la cual un poder económico ajeno a la ley puede dominar al poder político, como se ha visto ya en varios lugares de México.

“Debido a alta inmigración de venezolanos, que ha aumentado en una forma marcada y notable, que se residencian en su gran mayoría en el sur de la Florida, ampliamos nuestro trabajo como defensores de derechos humanos para abrir un programa educativo que les brinde herramientas para el proceso migratorio”, explicó Andrade. “Están disponibles en nuestra web para que tengan una guía y no sean víctimas de estafas, que es un problema que enfrentamos en la comunidad. Nos ampliamos en programas educativos, sociales y humanitarios, y en crear nuevas alianzas con organizaciones e instituciones.”

Ya no se trata del perseguido político estándar: “Ellos siguen llegando, claro, casi con lo que tienen puesto, sin dinero y sin maletas, y solicitan asilo político. Pero ahora también se trata del inmigrante que quiere respirar libertad, seguridad social; se trata de padres que quieren darle un futuro a sus hijos y no llorarlos cuando caen víctimas del hampa. La inmigración venezolana incluye la fuga de cerebros: lo mas calificado sale del país con sus conocimientos profesionales, su preparación académica… Son procesos diferentes, porque estos inmigrantes tienen tiempo de preparar su salida de Venezuela, mientras que los perseguidos políticos emigran sin planearlo, es una carrera contra el tiempo para salvar sus vidas.”

“CUANDO EL ESTÓMAGO SUENA POR HAMBRE EN UNA SOCIEDAD ACOSTUMBRADA A TENER LOS ESTANTES LLENOS DE COMIDA, SE PUEDE ESPERAR CUALQUIER COSA”

Para la libertad: liderazgo político

Entre las muchas ideas de Hegel sobre la libertad, el individuo y el Estado acaso vengan éstas al caso: “La historia es el progreso de la conciencia de la libertad” y “Para que haya libertad en el Estado es preciso que esto dependa del albedrío del individuo, y que no sea una división en castas la que determine a qué menester ha de consagrarse cada cual”.

-¿Cómo puede su país llegar a ser libre, desde el punto de vista de la fundación y las experiencias que conocen? ¿Implica el fin de este gobierno y ya?

-La libertad en Venezuela se logrará al recuperar los valores morales, éticos, principios, dignidad y responsabilidad que a medida que pasa el tiempo van disminuyendo ante un régimen que es delincuente. Las agendas personales, tanto del sector oficialista como del sector que lidera la oposición e inclusive llega al exilio, es una traba que se interpone en el objetivo de alcanzar al libertad y democracia.

-¿Cómo definiría esas agendas-trabas?

-Pudiéramos imaginarnos que llega el fin del poder del chavismo y que ocurre que asume un nuevo gobierno del sector opositor, sin moral y sin principios, que practique igual que el chavismo la corrupción, el dinero fácil, la ubicación en posiciones gracias a recomendaciones partidistas y no a méritos profesionales, la continuación de la impunidad, la sordera que ha desconectado tanto a los gobernantes y a los líderes opositores de la sociedad civil, que ha cargado con la peor parte… No seríamos libres. Sería más de lo mismo.

-¿Y entonces?

-Necesitamos regresar a ser el país que fuimos una vez, en el cual no estábamos divididos por ideologías políticas. En un momento nos perdimos para sustituir el profesionalismo, la ética, la dignidad, los principios de justicia, la equidad, la moral, respeto y las reglas que rigen a las verdaderas democracias para poder alcanzar la libertad. Hay que erradicar los terribles vicios que han acabado con las bases de la Venezuela que fuimos una vez.

Para ello, dice, hace falta una combinación de elementos.

“El liderazgo de los gobernantes oficialistas en su gran mayoría ha demostrado escasa o ninguna preparación para los cargos que han asumido, con resultados deplorables: la crisis política y económica, el abuso de poder, la complicidad en las violaciones a los derechos humanos y la responsabilidad en la impunidad en los crímenes que se cometen en Venezuela, más las acusaciones de supuesto trafico internacional de drogas”, enumeró.

“EL VENEZOLANO CON VALORES MORALES SE VE GOBERNADO POR UN RÉGIMEN CUYA BASE ES EL NARCOTRÁFICO”

“Por otro lado, los líderes de la oposición venezolana han mostrado que no han tenido capacidad política para enfrentar al régimen chavista —agregó Andrade— lo que ha permitido que se atornillen en el poder con algo más grave: coartan o bloquean el liderazgo emergente que tiene capacidad para tomar estos puestos y valentía para defender los obstáculos que se le presentan.”

-¿Es necesario un liderazgo nuevo, o acciones colectivas, o acciones internacionales? ¿Y es posible un liderazgo nuevo?

-Un ejemplo que me sorprende es el movimiento estudiantil venezolano, que no quiere un futuro sin libertad y democracia, y reclama oportunidades profesionales y personales. También estos jóvenes están divididos entre los que creen en la democracia y los que, a pesar de haber crecido en este chavismo antidemocrático, siguen creyendo que estos regímenes son el mejor sistema de gobierno. Aun lideres del movimiento estudiantil que han sufrido persecución política defienden estas ideologías… Las acciones internacionales son claves en este proceso, así como el apoyo de la comunidad internacional y el trabajo de la diáspora venezolana en diferentes países del mundo, que no se rinde. El liderazgo nuevo es posible si el movimiento estudiantil logra imponerse ante el liderazgo opositor que se niega a ceder sus espacios políticos por la comodidad que goza en su burbuja política.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s